in ,

MARTA, EJEMPLO DE RETORNO DEL TALENTO Y COMPROMISO CON SU TIERRA

Marta Heredia Quirantes, de Talará, realizó hace unos años su formación secundaria en el IES Valle de Lecrín. Tras su paso por la Universidad de Granada, en la que se ha graduado en Historia del Arte, vuelve a este instituto para realizar sus prácticas del Máster de Profesorado en Enseñanza Secundaria. Además, Marta ha creado un itinerario didáctico sobre el patrimonio histórico del Valle de Lecrín aplicable a diferentes etapas educativas e incluso a guías culturales.

Así nos explica Marta sus prácticas y la realización del TFM:

Considero que el periodo de prácticas ha sido una experiencia muy enriquecedora, ya que me ha hecho abrir los ojos sobre la responsabilidad y el compromiso que conlleva la profesión del docente.

Un docente comprometido con la educación de sus estudiantes trabaja incansablemente, buscando los mejores métodos que ayuden al aprendizaje de las distintas clases pues, algo que he podido observar de primera mano en estas prácticas, es que cada clase, a pesar de ser del mismo nivel, es un mundo. En sí, cada alumno y alumna es muy diferente y debemos tener en consideración tanto sus fortalezas como debilidades, introduciendo siempre refuerzos positivos, y evaluándolos uno por uno considerando muchísimos más factores que la nota de un examen.

Ha sido muy agradable comprobar que cada vez más son los docentes que piensan que las clases no deben ser estrictamente magistrales, que apuestan por clases dinámicas, por la reflexión, el debate, la investigación y el desarrollo del pensamiento crítico, así como por el desarrollo de la creatividad.

Todo esto, junto con el buen ambiente que he percibido en el centro en el día a día, han hecho que mis prácticas sean de lo más gratificantes. Es por ello que puedo decir que ha sido una experiencia única, de la cual he aprendido muchísimo, especialmente de mi tutora, Belén Márquez Fernández, a quien debo agradecerle mucho por ayudarme tanto en mi periodo de estudiante en el centro como ahora en mis prácticas.

Por otra parte, sobre el itinerario didáctico, la decisión de realizar el mismo viene dada del amor que siento por mi comarca. Siempre he pensado que el Valle de Lecrín tiene muchísimo potencial en cuanto a bienes patrimoniales, ya que la cantidad existente es inmensa.

Como historiadora del arte y futura docente, tengo especial interés por la didáctica patrimonial, pues creo fervientemente que para que la sociedad tenga en consideración el patrimonio rural es imprescindible que eduquemos a los más jóvenes desde los colegios e institutos, para que tomen conciencia de la importancia que tienen los bienes de su entorno, como legado de nuestros pueblos, consiguiendo así una mejor protección, conservación y difusión de los mismos.

El próximo 24 de junio, Marta Heredia Quirantes, defenderá públicamente su Trabajo Fin de Máster con el título “El patrimonio histórico–artístico en el Valle de Lecrín durante los siglos XVI y XVII. Su uso como instrumento docente”. Tutorizado por el Catedrático de Historia Moderna, Francisco Sánchez-Montes González, el itinerario se contextualiza en la rebelión de las Alpujarras y la posterior repoblación, habiendo dejado este contexto un patrimonio muy rico que se puede observar en elementos arquitectónicos como la Iglesia Parroquial de San Juan Bautista de Nigüelas, la Casa de los Zayas, también de Nigüelas, la Iglesia Parroquial de la Inmaculada Concepción o San Antón de Acequias o la Iglesia Parroquial de San Antón de Béznar. También recorre el patrimonio etnográfico con elementos declarados Bien de Interés Cultural como los “Los Mosqueteros del Santísimo Sacramento” de Béznar. Así, entre las actividades que se proponen están incentivar al alumnado a descubrir e indagar sobre el patrimonio del Valle de Lecrín y sobre un contexto histórico que marcó la España que hoy conocemos.

Hace unos días, Marta presentó al profesorado del IES este itinerario, así como la organización de su defensa. Fue una exposición sobresaliente, innovadora, y muy funcional y vivencial atendiendo al rico y heterogéneo patrimonio del Valle y a la Didáctica de las Ciencias Sociales. Desde el IES le deseamos mucha suerte para la defensa del TFM y su futuro profesional. Aquí siempre tendrá su casa y la animamos a poner en práctica ese itinerario en los próximos cursos.

What do you think?

Deja un comentario

Aprender con los libros de trajes del Renacimiento

Sobrevivir en un campo de concentración